Memorable

A mí, esto de la inmortalidad me pone pelín nervioso. Me temo que voy a tener tiempo de aburrirme como un mono. Bueno, tiempo exactamente, no: eternidad, más bien. Supongo que las cosas, al menos, dejarán de hacerme callo y de dejarme huella (aunque las recuerde). Vamos, que recordar dejará de ser doloroso.

La verdad es que no imagino como pueda ser eso.

El lado malo es que dejará de ser agradable, alegre y divertido sentarse a recordar lo bueno. Y es una pena. Pasarse sin tantos buenos ratos como se echan recordando a la gente caxonda que se ha conocido, o las barrabasadas que uno haya podido hacer de chico (o las calaveradas de joven) va resultar ligeramente soso. Qué murga. Con lo feliz que vivía yo de astronauta.

Y a todo esto ¿cómo rayos sabe James Hewitt estas cosas?

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Memorable

  1. Siana dijo:

    En efecto, la inmortalidad puede tener tales efectos. Olvidar lo malo, pero también lo bueno. Pero en consuelo le diré que siempre habrá cosas buenas que vayan sucediendo, y por tanto las podrá disfrutar eternamente de forma renovada, Comandante. Es posible que el Almirante adopte en ocasiones la forma de la voz de su conciencia…Hewit parece saberlo todo…..

  2. Ambrosio dijo:

    Estimada amigaEso q dice sobre el Almirante no deja de tener su interés. La verdad es q nunca se me había ocurrido.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s