Como unas maracas

“Bueno, James ¿y ese libraco?” Hewitt ojea distraidamente las gruesas hojas del ‘peazo libro’ que Hal le ha colocado sobre las rodillas de manera tan original. Se trata de un álbum lleno de recortes de prensa, pero no sobre cualquier tema: cuando en las próximas líneas descubra el tema creeré haber enloquecido. Porque se trata de una completa colección de lo publicado en la prensa sobre la ‘Discovery’, desde el inicio del proyecto hasta la posterior construcción de la nave en órbita terrestre, la selección de su tripulación y, por último, todo lo relativo al viaje hasta la órbita de Júpiter. Siguen los detalles sobre nuestra misteriosa desaparición en 2001, cuando Hal se volvió loco. 

En toda la colección priman las fotos mías, como si el anciano almirante Hewitt hubiera tratado de convencerse de que lo acaecido en el 46 en el entorno de su submarino no había sido un sueño. Hay también una buena selección de instantáneas de los reportajes fotográficos que la revista ‘Time’ y la agencia United Press realizaron a bordo de la ‘Discovery’ antes de salir de la órbita terrestre rumbo a Júpiter. Priman, sobre todo, las fotos del baño y, particularmente, de la bañera. Cualquiera q no supiera lo acaecido hace unos días en la órbita de Júpiter deduciría que James Hewitt está como unas maracas.

Tal que así.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Como unas maracas

  1. Agualuna dijo:

    Los  viajes através del tiempo es lo que tiene….. Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s